El origen de nuestras dulces y ricas tradiciones

 

Muchas veces cuando estamos en la búsqueda de algo dulce para disfrutar de una pausa en nuestra vida diaria, vamos a la tienda de la esquina y vemos una gran variedad de productos que normalmente están en los mostradores pero, ¿te has preguntado cuales son los dulces típicos mexicanos que enriquecen nuestra cultura y nos representan?

 

¿Alguna vez has tenido la oportunidad de probar una deliciosa “palanqueta”? ¿O una exquisita cocada? Muchos de estos dulces son parte de nuestras tradiciones pero no muchos hemos tenido la oportunidad de probarlos todos y mucho conocemos su origen o su historia.

 

Muy pocos conocen esta parte de la historia pero fue particularmente en los conventos donde los dulces tradicionales se crearon. Estos dulces surgen a raíz de la necesidad por encontrar un alimento que pudiera ser fácil y práctico de llevar para los viajes.

 

Otros dulces tienen su origen en la época prehispánica donde se cocían en una miel de maguey. Poco después también se fue introduciendo la caña de azúcar para hacer miel, piloncillo y azúcar.

 

El aguamiel recalentado se utiliza para bañar frutas y con la miel elaboraban alegrías de amaranto y palanquetas.

 

Tanto para los conocedores como para los principiantes en el tema de los dulces típicos les dejamos una breve lista de los dulces más representativos y tradicionales mexicanos:

 

Alegrías

 

Las alegrías son el dulce más representativo de México, por las semillas de amaranto provenientes de este país. Fue uno de los alimentos más importantes en la alimentación de los pueblos, y de valor inigualable en las ceremonias religiosas de los aztecas, quienes lo molían con mieles y sangre de los sacrificados para hacer figuras de sus ídolos; este último uso fue el motivo por el que su cultivo fuera prohibido por los españoles.

 

La planta de donde proceden las semillas, el amaranto, es originaria de México y desde tiempos prehispánicos, además de formar parte de la dieta de los indígenas, se usó como moneda de cambio.

 

Palanqueta

 

Las Palanquetas pueden ser de cacahuete, amaranto, ajonjolí, nuez, pepita, almendra y son otro dulce típico y muy famoso en México. Este dulce se prepara con estas semillas en trozos, azúcar, agua, glucosa líquida, margarina y grasa o aceite vegetal es un dulce artesanal muy rico.

 

Cajeta

 

Cuando los novohispanos intentaron preparar el dulce de leche se dieron cuenta que a debido a causas geográficas y climáticas de su nuevo hogar, las vacas no producían tanta leche. Por el contrario, en el caso de las cabras, éstas se adaptaron fácilmente y los productores decidieron intentarlo con su leche.

 

Esto cobro principal relevancia en la “Villa de nuestra Señora de la Asunción de Zelaya” donde se le dio importancia a la preparación del dulce con leche de cabra por su sabor tan especial.

 

Obleas con cajeta

 

Son un exquisito producto de la creatividad de nuestros artesanos dulceros donde se combinan el clásico sabor de la cajeta junto a la crujiente textura de la oblea de harina. En pocas palabras, es un delicioso dulce de leche (la cajeta) en forma de sandwich, cubierto por dos tapas de oblea de harina (ostia).

 

Muéganos

 

Estos dulces se elaboran con una masa de harina de trigo frita que cubren con caramelo hecho a base de piloncillo y azúcar. Por lo general estos trozos de harina se pegan con el dulce y es de ahí de donde nace el dicho de “juntos como muéganos”. Estos dulces son originarios de Tlaxcala.

 

Estos son algunos ejemplos acerca de los dulces más representativos de México y parte de la historia para poder entender y conocer un poco más nuestras tradiciones.

 

Recuerda suscribirte a nuestro Newsletter para conocer promociones y noticias especiales ¡antes que todos!

Comentarios

0 comentarios

Escribe un comentario

Los comentarios están siendo moderados